martes, 5 de agosto de 2008

HA MUERTO MANUEL MOLINA DELGADO, PRESIDENTE DE JACE EN ÚBEDA


José Ruiz Quesada

Ha muerto nuestro amigo y cofrade Manuel Molina Delgado. Hombre profundamente cristiano, que desde mucho tiempo atrás era Presidente de JACE en Úbeda. Siempre dado a los demás, siempre con la sonrisa que le caracterizaba, con su voz que emanaba amabilidad, atento y servicial, en definitiva un trabajador con la juventud ubetense. Desde que se marchó su compañero y amigo, alma de los Campamentos de Chiclana, nuestro recordado Antonio Gutiérrez “el Viejo”, Manolo no era el mismo, le echaba bastante en falta. Pero se repuso y siguió con toda la actividad de JACE. La fatalidad se cebó en él y una grave enfermedad le ha impedido en estos últimos meses llevar su cometido. Ayer fue enterrado. Manolo ya goza de la presencia de Cristo al que tanto quiso en la vida terrenal.
Manuel Molina fue directivo de la Cofradía del Cristo de la Noche Oscura, Vice-Presidente con don Andrés Fuentes Garayalde, con don Lucas Angosto Martos, con don José Arándiga López y con don Luis Cobo Soto, siempre entregado a los demás. ¿Cuántas veces le hemos visto llevando y relatando el Vía crucis en las Noches del Martes Santo?. Manuel Molina era Teólogo Seglar y sus escritos tenían un hondo sentido cristiano.
En la Revista de Jesús escribió en diversas ocasiones, la última vez fue con un artículo titulado: “Formando una sola y única familia”, refiriéndose al Amor de Dios. Como homenaje a él, puesto que ya no estará dándonos lecciones de amor, relato el último párrafo del mencionado escrito.
...”En el caso de los creyentes ¿hemos de seguir actuando por “temor a Dios”? No. El cristiano, tiene una norma esencial de comportamiento; el amor de Dios. Dios es Amor. Dios me ama. Dios es Padre de todos. Ante esta realidad el otro siempre es un ser semejante a mí, digno de todo respeto, digno del amor de Dios Padre, y por tanto hermano, con los mismos derechos, con la misma dignidad y con la misma necesidad y grandeza de ser amado y de amar, “formando una sola y única familia”...”

Cuánta verdad encierran estas palabras, Manolo consideraba a todos iguales, con la misma dignidad como persona y hermanos del Dios Padre, Manolo siguiendo con las enseñanzas de Jesús, daba amor a todos, pero principalmente a los más desfavorecidos, siempre estaba buscando ayudas y becas para los niños ubetenses, para que pudieran disfrutar de unos días en la playa de la Barrosa, ahora mismo un turno está allí veraneando y Manolo y el Viejo estarán con ellos, puesto que sus espíritus permanecerán siempre con todos los que hemos tenido la dicha de conocerlos. Yo personalmente me siento honrado de haber sido su amigo, y en definitiva su hermano en Cristo; su amable sonrisa siempre estará con nosotros. Manolo descansa el sueño de los justos junto al Padre, porque sin duda te lo has ganado.

3 comentarios:

Antonio Barrionuevo dijo...

Un buen recuerdo para Manuel Molina.
Un abrazo.

Jose Ruiz Quesada dijo...

Amigo Antonio:
Gracias por pasar por el blog y comentar, efectivamente manolo Molina era un gran hombre, profundamente cristiano practicante y yo que era amigo suyo, moralmente he querido reflejarlo en mi pensamiento.., saludos amigo

Luis dijo...

Recuerdo a Manolo, viejo amigo, hoy en la distancia del tiempo, noté algo extraño y me puse a buscarte por internet, y me lleve la amarga noticia de que Manolo se había ido a otro lugar, a disfrutar de su esfuerzo de tanto años al lado de los más.. niños.
Hace muchos años que no le veía, pero sabía que seguía su empeño por hacer felices a los niños.
Si Manolo, quien te escribe es tu amigo el Padre Luis, aunque ahora mismo estoy en otros derroteros; perdona se me apaga el corazón por las lágrimas, perdonáme amigo. Hasta pronto